Chucrut / Sauerkraut: fermento a base de col de origen alemán.

Ingredientes

1 cabeza de col entera, rebanada en pedazos medianos

10 hojas de kale, sin tallo y picadas groseramente

10 hojas de brócoli, sin tallo y picadas groseramente

5 hojas de coliflor, sin tallo y picadas groseramente

2 cucharadas de sal de mar

1 o 2 cucharadas de alcaravea (se consigue donde venden semillas o en tiendas de productos orientales)

– 1 frasco de vidrio con capacidad de 2 a 3 litros, con tapa hermética de vidrio, plástico, corcho, NUNCA METAL.

*Si deseas un mexikraut es decir un sauerkraut a la mexicana, añade, ajo picado, zanahaoria rallada, té de limón, chile poblano, calabacita, etc. (opcional).

Procedimiento

Primero, aparta las tres o cuatro primeras hojas que envuelven la col, lávalas y desinféctalas. En un recipiente de vidrio amplio, pon toda la col con la sal y con tus manos inicia el masaje: empieza aplastando la col, hasta que suelte su líquido. Agrega hojas verdes, semillas de alcaravea y sigue masajeando por 3 minutos más. Si deseas hacer la versión mexicana, este es el punto adecuado para adicionar los ingredientes, ya que está todo bien mezclado. Luego, empieza a meter la col en el frasco presionando perfectamente. Cuando termines toda la col, empuja con fuerza, debes ver que el líquido que se formó debe subir y cuando dejas de presionar, bajar, debes buscar el modo de dejar todo el líquido arriba, de lo contrario no se logrará la fermentación y no servirá. Recuerda que la fermentación es anaeroba y si entra oxígeno en las verduras, se echará a perder. Toda la verdura debe quedar dentro del líquido. Tapa hermeticamente y guarda en un lugar oscuro, como la alacena. Te sugerimos que pongas un plato debajo de tu frasco, pues los gases harán que salga un poco de líquido y es preferible que caiga en el plato. Déjalo mínimo 15 días, hasta 3 o 6 meses. Pasado este tiempo, abre la tapa y disfruta del sabor del chuckut en tus ensaladas, sándwiches, como acompañamiento.

Este alimento ayuda a la digestión, inflamación intestinal, llena de pequeños organismos vivos llamados probióticos, que regeneran la microbiota intestinal, tienes más claridad mental, mejora tu sistema inmune y sistema nervioso.

 

 

 

Sugerencia de comida para día de purificación y desinflamación

Ensalada Carmín (fuente de antioxidantes, betacarotenos, y desinflamatoria)

Ingredientes 

1/2  taza de col morada

1 betabel morado mediano y cocido a vapor

¼ de cebolla morada en rodajas

2 ramitas de apio picadas

1 manzana verde en palitos

1 chayote crudo pelado y rallado o en láminas delgadas.

Vinagreta de hierbas

Ingredientes  

2 cucharadas de hinojo (hojitas),

½ cucharadita de orégano fresco

2 cucharadas de hierbabuena picadita

2 dientes de ajo finamente picados

1 limón el jugo

1 cucharada de vinagre vivo

1 cucharada de aceite de olivo

Sal de mar.

Procedimiento

Mezcla los ingredientes en una ensaladera. Aparte mezcla en un frasco los ingredientes de la vinagreta y agita muy bien. Consejo: deja reposar toda la noche en el refrigerador para que se concentren los sabores.

Plato proteico

Ingredientes

1 taza de brócoli cocido al vapor (3 minutos máximo) en floretes

1 taza de camote cocido al vapor en bastones

½ taza de arroz integral cocido

¼ taza de germinados de lenteja o lenteja cocida

1 cucharada de ajonjolí tostado.

Vinagreta

1 cucharadita de romero fresco o seco

1 hoja de laurel

2 cucharadas de vinagre vivo

2 cucharaditas de aceite de olivo

Sal de mar y pimienta.

Procedimiento

En una ensaladera mezcla los ingredientes. Aparte en un sartén con el fuego muy bajo, agrega aceite, romero y laurel. Luego, deja calentar por un minuto, saca, déjalo enfriar y mezcla con verduras y cereales. Salpimentar.

Nuggets de tofu con catsup casera

Ingredientes 

1 cuadro de tofu cortado en cuadritos de 5 cm

Yogurt de coco

Fécula de yuca o papa

Pan molido  con una cucharada de levadura nutricional

Aceite para freír

Sal y pimienta

Procedimiento 

En un recipiente, mezcla el yogur de coco, sal, pimienta y agrega los cuadritos de tofu. Macera en esta mezcla por 2 horas en el refrigerador. En otro recipiente con fécula de yuca o papa ir pasa los cuadritos de tofu y luego haz lo mismo, pero por el pan molido.

 

 

5 hábitos para purificar tu organismo

Por Maylida Armas

El término “toxina” se utiliza como adjetivo para designar y calificar a todos aquellos elementos o sustancias que resultan nocivos para algún tipo de organismo. Por lo general, se refiere al ser humano, aunque la mayoría suelen ser tan dañinas también para los animales, plantas y cualquier otro ser vivo.

Existen infinitas fuentes de toxinas. Entre ellas resaltan las radiaciones naturales o artificiales, metales pesados, cigarros, drogas, alcohol y, por supuesto, la de los alimentos contaminados por pesticidas, herbicidas u otros elementos. Nuestro propio organismo produce toxinas  en las funciones que desarrolla y crea sus propios sistemas de liberación.

Tenemos un sistema de limpieza  y drenaje de los desechos constituidos por los pulmones, riñones, piel y aparato digestivo, incluyendo el hígado que realiza en este sentido una labor extraordinaria. Este sistema  trabaja constantemente para eliminar los desechos de las funciones de nuestro organismo y los que se producen por agentes externos. Todo forma parte de un proceso complejo y altamente eficiente que nos mantiene saludables.

Al igual como a un vehículo se le hace servicio con  cierta frecuencia, cambiando aceites, filtros, etc.,  nuestro organismo requiere que dediquemos tiempo para deshacerse de la mayor cantidad de tóxicos. Es importante en este aspecto destacar que a mayor cantidad de sustancias tóxicas deba eliminar nuestro sistema, menor el tiempo y energía disponible para llevar a cabo el proceso de prevención y autocuración.

Para que nuestro organismo funcione de manera óptima aprovechando nutrientes y eliminando toxinas, debemos fortalecer algunos hábitos, que se resumen en cuatro aspectos básicos:

1. Alimentación consciente, prefiriendo siempre los alimentos  naturales y vivos, no procesados y de origen local. Mientras mayor sea la calidad de los alimentos y nutrientes que ofrecemos a nuestro organismo, mayor energía se generará para mantenerlo sano y libre de toxinas

2. Agua Pura. Con frecuencia subestimamos la importancia del agua en nuestro día a día, no consumiendo lo suficiente y no cuidando su pureza. El agua viva está llena de minerales necesarios para nuestro óptimo funcionamiento. Por otro lado, somos 70% agua y nuestros sistemas la utilizan en  sus procesos. Debemos estar atentos a consumir el agua lo más pura posible. Es de destacar que no toda el agua de garrafón es lo suficientemente pura y  saludable

3. Actividad física. Necesitamos estar activos, nuestra piel, siendo el órgano más grande  que tenemos,  se encarga de eliminar toxinas por cada poro de su superficie. Teniendo una adecuada actividad física, ayudamos a generar ese proceso a través del sudor. Adicionalmente,  estar activos favorece el funcionamiento de los sistemas circulatorio y respiratorio que a su vez contribuyen significativamente a la eliminación de toxinas

4. Aire puro. Respirar un aire oxigenado es también otro secreto de la buena salud. Se oxigenan las células generando así el mejor funcionamiento de todos los órganos, impulsando los mecanismos antioxidantes, revitalizando, eliminando toxinas. Es, junto con el agua, el principal alimento para un organismo sano.

5. Amor. Somos un todo conformado por una parte física y otra mental unidas por el campo de  las emociones.  Vivir conectado con el amor a la vida es la forma de purificarnos y eliminar emociones, pensamientos o conductas negativas, tales como baja autoestima, resentimiento, ira, culpa, celos, envidia, falta de compasión, apego, deseo, orgullo, entre muchas otras y actitudes negativas como la crítica, los chismes, la queja, etc.

 

 

Mousse de frutos rojos con chocolate  

Ingredientes

1 taza y media de fresas y frutos rojos congelados

1 taza de nuez de la india remojada

2 cucharadas de aceite de coco

1/2 taza de pasas suaves o dátiles sin hueso

1 cucharadita de vainilla

Para la cobertura:

Licúa los frutos rojos con las pasas hasta que quede una mezcla homogénea. Agrega nuez remojada y colada, aceite de coco líquido y vainilla. Luego, licúa hasta que tenga una consistencia tersa. Pon en vasos y deja enfriar por 2 horas mínimo o toda la noche. Baña con chocolate líquido o chocolate de juluchuca rallado.

 

 

Papa y/o camote al horno

Ingredientes 

2 papas grandes o 1 camote de buen tamaño

1 racimo de brócoli finamente picado

½ taza de chícharos

1 zanahoria picada

2 piezas tocino de coco (opcional)

¼ de taza de jitomate deshidratado, finamente picado

Margarina vegana

1 taza mayonesa de tofu

1 manojo de perejil o romero

1 cebolla

2 dientes de ajo

Preparación

Cuece las papas enteras, luego ábrelas por la parte de arriba con mucho cuidado. Abócalas, respetando su forma para rellenarlas nuevamente. Las papas se reservan y su relleno se prepara de la siguiente manera:

  • Con la ayuda de un aplastador se hace un puré, se le agrega una cucharada de margarina, jitomate, tocino, se salpimenta y se reserva.

Aparte saltea las verduras con ajo, cebolla por unos 5 minutos y agrégaselo a la papa. Mezcla muy bien, si es necesario pon leche vegetal o agua para que quede con consistencia de puré. Las papas se rellenan con esta mezcla, se bañan con poquito aceite de oliva y se hornean a 200 grados por 25 minutos hasta que queden doraditas. Además, mezcla la mayonesa con perejil picado o el romero y leche vegetal para hacerla más líquida. Con esta mezcla, se bañan las papas después de salir del horno.